miércoles, 4 de marzo de 2015

El Qijianglong

Enviado por Selma Leonor Cerón Romero

Paleontólogos de la Universidad de Alberta descubrieron una nueva especie de dinosaurio de cuello largo a partir de un esqueleto encontrado en China.

Qijianglong (se pronuncia “Chi-jyang-lon”) mide unos 15 metros de largo y vivió hace aproximadamente 160 millones de años en el Jurásico Tardío. Su nombre significa "dragón de Qijiang," por su descubrimiento cerca de Qijiang City, cerca de Chongqing.

La ubicación del fósil fue a manos de trabajadores de la construcción en 2006, y la excavación finalmente dio con una serie de grandes vértebras.

Los hallazgos del estudiante Tetsuto Miyashita, la maestra en Ciencias Lida Xing y el professor Phillip Currie, se publicaron en el Journal of Vertebrate Paleontology.

Algo increíble es que la cabeza del dinosaurio todavía estaba unida. "Es raro encontrar la cabeza y el cuello de un dinosaurio de cuello largo juntos, porque la cabeza es pequeña y fácil de desprenderse cuando el animal ha muerto, explica Miyashita".

La nueva especie pertenece a un grupo de dinosaurios llamados mamenquisaurios, conocidos por sus larguísimos cuellos que en ocasiones miden hasta la mitad del largo de su cuerpo. La mayoría de los saurópodos, o dinosaurios de cuello largo, tienen cuellos de longitud equivalente a apenas un tercio del largo de su cuerpo, aproximadamente.

Único entre los mamenquisaurios, Qijianglong tenía vértebras de cuello que se llenaban de aire, lo que hacía a su cuello relativamente ligero a pesar de su enorme tamaño.

El enclavamiento de las articulaciones entre las vértebras también revela un cuello sorprendentemente rígido que se movía mucho más fácilmente de arriba a abajo que hacia los lados, de manera similar a como se mueve una grúa de construcción.

“Qijianglong es un animal genial. Si imaginamos un gran animal que es mitad cuello, podemos ver que la evolución puede hacer cosas extraordinarias”, dice Miyashita.

Los mamenquisaurios sólo se encuentran en Asia, pero el descubrimiento de Qijianglong revela que podría haber tantas diferencias entre los mamenquisaurios como las hay entre los dinosaurios de cuello largo de los diferentes continentes.

“Qijianglong demuestra que los dinosaurios de cuello largo se diversificaron en formas únicas en Asia durante el Jurásico —algo muy especial estaba sucediendo en ese continente”, explica Miyashita. “En ningún otro lugar podemos encontrar dinosaurios con cuellos más largos que en China. El nuevo dinosaurio nos dice que estas especies extremas se desarrollaron en forma aislada del resto del mundo”.

Miyashita cree que los mamenquisaurios evolucionaron en muchas maneras diferentes mientras otros dinosaurios de cuello largo se extinguían en Asia. “Sigue siendo un misterio por qué los mamenquisaurios no emigraron a otros continentes”, apunta. Es posible que los dinosaurios se hayan aislado debido a una barrera importante, como el mar, y que perdieran contra especies invasoras cuando la conexión de la tierra se restauró tiempo después.

El esqueleto Qijianglong se encuentra ahora en un museo local en Qijiang. "China es el hogar de los antiguos mitos de dragones", comenta Miyashita. “Me pregunto si los antiguos chinos se topaban con esqueletos de dinosaurio de cuello largo, como Qijianglong, e imaginaban esa criatura mítica”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Calificaciones