martes, 10 de mayo de 2016

Nueva forma de almacenamiento de datos 5D

Investigadores de la Universidad de Southampton han creado un dispositivo de almacenamiento basado en un pequeño cristal capaz de guardar toda la historia de la humanidad y lo más increíble es que podría durar por billones de años.

Usando un sistema de láseres para codificar la información de estos cristales en 5 dimensiones (5D) y combinando todo con nanoestructuras uno solo de estos pequeños discos es capaz de guardar hasta 360 terabytes de información y si consideramos que el máximo dispositivo de almacenamiento hasta la fecha solamente puede guardar 16 terabytes, estos cristales podrían ser el futuro del almacenamiento de datos.

¿Cómo funcionan estos pequeños discos?

El proceso de creación de uno de estos cristales en 5D es un poco complicado, pues para empezar los científicos deben bombardear el cristal con intensos pulsos de láser de femtosegundo de forma que se creen marcas a nanoescala dentro de la estructura alterando la polarización de los rayos de luz. La información es almacenada dentro de tres capas de puntos nanoestructurados y cada punto puede cambiar la intensidad y forma del rayo láser.

Recibe el nombre de tecnología 5D ya que se emplean cinco variables para dar vida a estos cristales que al ser completados pueden ser leídos gracias al proceso de reensamblado con un microscopio óptico y polarizador del patrón de luz que pasa a través de las nanoestructuras.


Características principales
Los discos tienen un diámetro de longitud pero son capaces de almacenar hasta 360 terabytes de información o lo que es lo mismo, 45 años de videos de YouTube. Soportan una temperatura de hasta 1800 grados Fahrenheit manteniendo segura y confiable la información, además, a temperatura ambiente podrían llegar a durar 13.8 billones de años, o sea, durarían más que la esperanza de vida de nuestro planeta.

El invento fue presentado en la The International Society for Optical Engineering Conference en San Francisco y a pesar de las claras ventajas de almacenamiento que supone, para escribir y leer información en los cristales se requiere de láseres de alto costo por lo que los científicos están buscando inversores privados tratando de comercializar la tecnología a un mercado más amplio.

Hasta la fecha, se han guardo en estos discos de cristal documentos históricos importantes como es el caso de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, la Carta Magna, las Biblias de King James y la Óptica de Newton, solo queda esperar que encuentren la forma para instalar uno de estos discos en un smartphone y así no tener que sufrir más por problemas de almacenamiento.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Calificaciones