sábado, 16 de abril de 2016

Nicticebo

Es uno de los campeones de la lentitud entre los mamíferos

El nicticebo es un primate primitivo, emparentado con el gálago. Relativamente poco conocido, existen dos especies distintas en las regiones tropicales del sudoeste de Asia.

Al contrario que el gálago, el nicticebo no tiene cola, a no ser un muñón vestigial que indica donde debió estar. El nicticebo posee cierto número de caracteres anatómicos y morfológicos peculiares. Sus pies y sus manos son los más interesantes. Los pulgares de manos y pies forman un ángulo recto con los otros dedos.

Casi todos los dedos están reducidos a pequeños muñones. Esta singular disposición de los dedos y pulgares le permite agarrarse fuertemente a las ramas sobre las que se apoya.

Totalmente nocturno, selvático y arborícola, el nicticebo es una de las criaturas más misteriosas de la jungla. 

También se le conoce bajo el nombre de loris lento o coucang. El nicticebo pigmeo tiene la mitad de tamaño que el nicticebo cougang.

Debido a su forma de vida oculta y su actividad nocturna, numerosas poblaciones indígenas atribuyen a este inofensivo animal virtudes benéficas o por el contrario, maléficas, según las regiones.

Cuando se dedica a sus ocupaciones, o va en busca de alimento, el nicticebo se desplazar muy lentamente, poniendo mucho cuidado en asegurar su estabilidad antes de levantar una pata. Es insectívoro, pero también come frutos, flores y brotes.

Grupo: Vertebrados
Clase: Mamíferos
Orden: Primates
Suborden: Prosimios
Familia: Lorisidos
Género y especie: Nycticebus coucang


Agradecemos a David Haring por las fotografías, todos los derechos reservados reproducciones sin fines de lucro

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Calificaciones