lunes, 14 de septiembre de 2015

Las primeras mediciones de los movimientos de Mercurio

Enviado por Moisés León Sanchez



Mercurio no gira suavemente sobre un eje, como un disco, sino que experimenta fluctuaciones regulares de velocidad sobre un ciclo de 88 días, un año en el planeta más cercano al sol.Estas oscilaciones o libraciones son causadas por la interacción del planeta con el Sol mientras se mueve alrededor de la estrella. La atracción gravitatoria del Sol acelera o ralentiza la rotación de Mercurio, dependiendo de donde se encuentre el planeta en su órbita elíptica.

Los científicos pueden utilizar las mediciones de la rotación de Mercurio y su libración para inferir información sobre el interior del planeta, dice Alexander Stark, científico planetario del Centro Aeroespacial Alemán en el Instituto de Investigación Planetaria de Berlín, y autor principal de un artículo recientemente aceptado en «Geophysical Research Letters».

El nuevo estudio detalla las nuevas mediciones de los movimientos de Mercurio tomadas por la nave espacial Messenger, que orbitó el planeta durante más de cuatro años antes de quedarse sin combustible e impactar deliberadamente en abril pasado.

Los científicos habían medido la libración de Mercurio desde la Tierra, pero las nuevas medidas de Messenger son las primeras tomadas desde la órbita, proporcionando una nueva forma de medir las oscilaciones del planeta.

Las nuevas mediciones indican que Mercurio está girando unos 9 segundos más rápido de lo que los científicos habían calculado previamente. «No es una gran diferencia, partes por millón, pero es inesperado», dijo Jean-Luc Margot, un científico planetario de la Universidad de California en Los Ángeles, y co-autor del nuevo estudio.

Estudios anteriores mostraron que Mercurio gira tres veces sobre su eje por cada dos revoluciones alrededor del Sol, lo que indica que la estrella influye en la rotación de Mercurio. El nuevo estudio muestra que el comportamiento de rotación del planeta es más complejo.

Los científicos creen que la diferencia en la velocidad de rotación podría venir del campo de gravedad de Júpiter, que tira hacia fuera de la órbita de Mercurio, cambiando la distancia del planeta al Sol, y de la influencia de la estrella sobre la rotación del planeta. Los autores del nuevo estudio proponen que Júpiter, que gira alrededor del Sol una vez cada 12 años aproximadamente, determina una libración a largo plazo sobre los 88 días de libración de Mercurio.

Esta libración a largo plazo podría ser la causa del ligero incremento en la velocidad de rotación observada durante el período de tiempo del estudio y la causa de la eventual desaceleración del giro, según los autores del estudio.

El nuevo estudio encontró que cuando Mercurio comienza a girar más lejos del Sol y el Sol comienza a disminuir la rotación de Mercurio, el planeta gira 460 metros menos en su rotación completa. Cuando se mueve cerca del Sol, el planeta se acelera y recupera la distancia perdida.

Estas nuevas medidas, de acuerdo con las mediciones terrestres, muestran que la libración de Mercurio es aproximadamente dos veces mayor que si el planeta fuese totalmente sólido, dijo Margot. Esta teoría confirma que Mercurio tiene un núcleo externo líquido, una idea planteada por los estudios que utilizan mediciones terrestres de rotación de Mercurio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Calificaciones