lunes, 1 de mayo de 2017

Especiacion

Normalmente definimos dos tipos principales de especiación: la especiación alopátrica y la especiación simpátrica. 

En el primer caso, una barrera geográfica separa dos poblaciones de la misma especie, que comienzan a diverger y pueden llegar a convertirse en dos especies diferentes, lo que ocurre cuando acaban siendo incapaces de interfecundar. 

En el caso de la especiación simpátrica, la divergencia se produce dentro del mismo espacio geográfico, bien por que una población coloniza un nuevo hábitat, bien porque desarrolla una nueva estrategia etológica que la acaba separando de la población madre. En ambos casos, existe un requerimiento indispensable para que ambas poblaciones se independicen evolutivamente: la interrupción del flujo génico o aislamiento reproductivo. Es decir, ya sea por una barrera geográfica, ecológica o etológica, una población deja de reproducirse con otra, evolucionando de forma independiente.




Especiación alopátrica
Un tercer tipo de especialización llamada parapátrica consiste en una separación geográfica incompleta. Mientras parte de la población hija se separa e interrumpe el flujo génico con la población madre, ambas pueden seguir coexistiendo en parte del área geográfica compartida, donde siguen reproduciéndose. Un buen ejemplo de este curioso fenómeno lo podemos encontrar en el Mosquitero troquiloide.

La especiación alopátrica es la que cuenta con un mayor número de casos conocidos, aunque no sabemos muy bien si esto se debe realmente a que es más frecuente (intuitivamente podemos pensar que es más fácil separarse geográfica que etológicamente) o por el contrario, la razón debe buscarse en que sea más sencilla de detectar. Tradicionalmente, la especiación simpátrica ha sufrido grandes críticas tanto por sus bases teóricas como por la falta de ejemplos documentados. De nuevo, el aislamiento reproductivo se erige como condición indispensable para que opere el mecanismo simpátrico.

Ahora bien, ¿sería posible que se produzca especiación cuando la especie incipiente coexiste con la especie madre manteniendo la interreproducción? En los últimos años se han valorado algunas hipótesis en este sentido, enfocadas hacia la arquitectura genómica para explicar como dos poblaciones pueden independizarse aunque siga existiendo intercambio de información genética por interfecundación. Por ejemplo, algunos cambios cromosómicos como inversiones, pueden dar lugar a una “zona segura” que mantiende a los conjuntos de genes que producen el aislamiento reproductivo. Una nueva conbinación entre diferentes disposiciones de cromosomas paternos es a menudo imposible o produce progenie inviable, permitiendo la divergencia.

Tomado de  http://lacienciaysusdemonios.com/2010/06/26/especiacion-en-la-misma-poblacion/ Reproducción sin fines de lucro, todos los derechos reservados

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Calificaciones